martes, mayo 28, 2024
Lo último:
Nacional

Cinco claves para entender la decisión del Tribunal de declarar en rebeldía a ‘Quirinito’

Vinculación por narcotráfico. Secuestro de un empleado privado. Asesinato a un ciudadano español. Muerte simulada. Huida de República Dominicana. Estas son al menos cinco referencias que forman parte del historial criminal de uno de los hombres más buscados por las autoridades del país.

Su nombre de pila es Pedro Alejandro Castillo Paniagua. Pero, muchos lo conocen como ‘Quirinito’, y está prófugo de la justicia desde hace seis años.

La razón del sobrenombre se debe a que es sobrino de Quirino Ernesto Paulino Castillo (Elías Piña, 1960), ex capitán del Ejército dominicano que fue condenado a 10 años de cárcel en Estados Unidos por narcotráfico.

Ahora, una vez más, las autoridades del país han vuelto a encender las alarmas para mantener “abierto” el caso de ‘Quirinito’ tras haber sido declarado en “rebeldía” por la Cámara Penal de la Corte de Apelación de San Francisco de Macorís el domingo.

“Acuerdo del tribunal en virtud del cual se declara al demandado en situación procesal de rebeldía, tras haber sido citado al acto del juicio y no comparecer”, es la explicación de la Real Academia Española (RAE) sobre este proceso judicial.

Según registros periodísticos, todo comenzó en 2009, cuando ‘Quirinito’ fue investigado por dos casos.

El primero tuvo que ver con el secuestro de un empleado privado: Víctor Manuel Mella, quien desapareció en 2007, cuando supuestamente llegaba a su residencia en el sector Jardines del Norte, en el Distrito Nacional.

Mella fue interceptado por el ahora prófugo, mientras portaba un arma de fuego. Tras el bloqueo, lo obligó a abordar el vehículo que él conducía y lo trasladó a un lugar desconocido.

Por ese caso, la Primera Sala Penal de la Corte de Apelación del Distrito Nacional le dictó tres meses de prisión preventiva en la cárcel de Najayo.

El segundo caso fue por el asesinato del ciudadano español Gustavo Adolfo Cervantes (Waikikí). En abril de 2010 fue sentenciado a 30 años de prisión, aunque tres años después, en 2013, fueron reducidos a 20, por un tribunal colegiado de Baní.

Tiempo después, según un artículo de este diario, ‘Quirinito’ fue trasladado desde el centro correccional a un apartamento en San Francisco de Macorís, donde cumplió prisión domiciliaria, bajo custodia.

Ese cambio de lugar supuso su huida de territorio nacional, así como una burla a las autoridades, quienes, hasta el sol de hoy, todavía no han dado con su paradero.

Pero, ¿cómo hizo para lograr prisión domiciliaria y fugarse, respectivamente?

‘Quirinito’ consiguió el cambio de celda por un apartamento tras alegar que padecía de un carcinoma en la lengua —cáncer que se produce entre el borde bermellón de los labios y la unión de los paladares duro y blando o el tercio posterior de la lengua—.

Por esa enfermedad fingió su muerte y luego se escapó del país en 2017, cuando apenas tenía siete años, de los 20 que debía cumplir.

‘Quirinito’ recibió la ayuda de un médico legista, identificado como Orlando Herrera Robles, quien le certificó el deceso, asegurando que habría muerto debido a un infarto agudo de miocardio. Además, también se vieron involucrados fiscales, jueces y otros actores del sistema judicial.

Desde entonces, los años han pasado y el rastro del hoy declarado en “rebeldía” es un misterio; aunque en 2018, el director del Departamento Nacional de Investigaciones (DNI), Sigfrido Pared Pérez, reveló que las autoridades tenían nuevos indicios y pistas que podrían conducir a su apresamiento.

Las huellas provenían de Holanda (Países Bajos), en Europa, a unos 7,384 kilómetros de distancia con República Dominicana.

La nueva decisión del Ministerio Público y el Tribunal, que está amparada el artículo 100 del Código Procesal Penal, ha ordenado “el arresto” de ‘Quirinito’, así como la “publicación de sus datos personales en los medios de comunicación para su búsqueda y arresto y la conservación de los medios probatorios que conforman el proceso para un eventual juicio”.

“Bajo ninguna circunstancia se puede permitir que el proceso seguido a Castillo Paniagua prescriba (se expire)”, ha señalado el MP en un comunicado.

Además, esta “rebeldía” implica que los procesos que tiene abiertos ‘Quirinito’ en la actualidad, tienen los plazos suspendidos y, en consecuencia, no podrán caducar sin importar el tiempo que dure prófugo hasta que se produzca su captura, ha explicado el MP.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *